La Municipalidad Provincial de Huaral, tras la alerta sanitaria emitida por el Organismo Nacional de Sanidad Pesquera (Sanipes), viene inspeccionando locales, mercados, tiendas, entre otros negocios de la ciudad, con el fin de verificar que las conservas de pescados que se vienen vendiendo a los consumidores sean de buena procedencia.

La alcaldesa Anita Kobayashi promueve estas acciones para garantizar la seguridad de la población huaralina, mediante el personal de Fiscalización, quienes emprendieron inspecciones en operativos inopinados, donde se detectó que las conservas de caballa no estaban puestos a la venta.

Los lugares visitados hasta el momento son los siguientes: Plaza Vea, Tottus, Goyita, Santa Eulalia; en la próximas horas se continuará realizando operativos.

Asimismo, se está verificando que las conservas producidas por la empresa Tropical Food Manufacturing, provenientes de China, sean retirados de la venta; medida tomada tras la alerta sanitaria, después de haberse identificado la presencia de gusanos parásitos en las conservas de trozos de pescado caballa.

Por lalupa